La Salomon Marató Pirineu (42 Km y 2800m+) me deja un sabor agridulce y muchas ganas de más. Esta espectacular carrera de montaña no decepciona, por sus paisajes, ambiente, exigencia y organización. El camino hacia ella empezó justamente después de la OCC de la Ultra Trail del Montblanc. Puse todo mi empeño en prepararme correctamente y intentar llegar en la mejor forma posible.

Una vez recuperado de la OCC, empecé un bloque de carga haciendo doble sesión de running en el día, debido al poco tiempo que tenía entre una cita deportiva y otra. El cuerpo me respondió bien las 2 primeras semanas, llegué a acumular aproximadamente 95 y 105 Km a la semana. Luego bajé un poco el ritmo por diferentes motivos (excusas) y no terminé de hacer lo que tenía planificado al 100%. Dos fines de semana antes de la Salomon, quedé con el grandísimo Gerard Gumbau para hacer el reconocimiento de una parte de la bajada. Fue genial ya que hacía un tiempo que no coincidíamos y desde luego nos daría una visión de lo que nos íbamos a encontrar. Gerard es un catalán que tengo la suerte de conocer, de las personas más sencillas y humildes que puedas ver, me acompaña desde hace ya unos años en estas aventuras y en el gran proyecto de vida que es el Cuban Trail Team, uno de los fundadores del club.

Las sensaciones fueron positivas, me sentía fuerte y motivado para una vez más enfrentarme a mí mismo en la Salomon Maratò Pirineu. Por fin llega el día esperado, 3 amigos íbamos dispuestos a darlo todo, Gerard, David Costa y yo. Salimos a las 6:30 am desde Granollers hacia Bagà, llegamos al pueblo con casi 1h de antelación, cosa que nos permitió encontrar un hueco donde dejar el coche, no cabía un alfiler, la cantidad de personas que mueve este evento es impresionante. Una vez posicionados, nos dispusimos hacia la meta, queríamos salir entre los primeros para evitar el tapón del inicio. Llegamos a la plaza, ambientazo total, mucha adrenalina por doquier, nos pusimos en posición de arrancada detrás de los/las profesionales, una pasada verlos tan de cerca. Ponen música épica y la cuenta atrás comienza. Con las pulsaciones a tope salimos hacia la conquista de nuestro objetivo, hacía un clima perfecto.

Salomon Maratò Pirineu

La Salomon Marató Pirineu desde que empiezas es ascendente. Me siento muy bien en las subidas y aprovecho para adelantar. En 2h y 45 minutos arribaba al Niu del Águila, punto más alto de la carrera y segundo avituallamiento. Durante todo el trayecto, os digo que las vistas y la majestuosidad de las montañas eran brutales, se hace muy ameno el ascenso. Hasta este punto no tenía deseos de comer ni de beber, tuve problemas con el estómago y sabía bien que podría pasarme factura. Decidí comer un bocata de pernil dulce, queso y otro de nocilla, frutas, frutos secos, chocolate y tomo un par de barritas y geles para el camino, por si acaso. El avituallamiento estaba muy bien, había de todo en cada uno de ellos.

Comienzo la bajada, bien técnica para mi nivel. Estaba emocionado porque sabía que iba a un buen ritmo para lograr bajar el objetivo de 7h que había previsto para esta carrera. Avanzo los próximos 3 kilómetros sin problema y, de repente, empiezo a notar un fuerte dolor en la rodilla izquierda. Preocupado, bajo el ritmo, sin embargo, el dolor iba en ascenso, sabía que no podría apretar más y solo me quedaba ir avanzando, poco a poco, hasta la meta. Molesto por la situación, pienso y cambio mi objetivo, ya ahora lo principal era terminar, no venía de tiempo. Tuve la ayuda de los palos en todo momento, de no haberlos tenido, sin lugar a dudas, hubiera tenido que abandonar.  Fue así que acorté distancia. Haber reconocido parte de la ruta, psicológicamente me ayudó muchísimo, más que recomendable.

Salomon Marató Pirineu 2022 es historia 1
Salomon Marató Pirineu 2022 es historia 2

Es entonces que nos vamos acercando al kilómetro final y, a pesar de la pésima bajada que iba llevando, el dolor insoportable de la rodilla, llegué justo a la 7 horas y 4 minutos. Los últimos 500 metros adentrándome en Bagà me supieron a gloria, no dudo en sacar mi bandera cubana que me acompaña siempre en cada una de mis carreras. El pueblo me anima, grito ¡VIVA CUBA, VISCA CATALUNYA! Logro ver a mi familia que siempre está a la espera, un punto de apoyo fundamental para conseguir cada uno de mis objetivos. Martí, la fiera, se pone a mi lado para acompañarme y sale corriendo a toda velocidad sin que yo lo pudiese alcanzar, una sonrisa se me dibuja en la cara y pienso, justo en ese instante: cuando crezca que maravilloso sería compartir estas experiencias. Continúo, se estrecha la calle, personas a un bando y a otro animando. Yo ondeo la bandera, sigo gritando ¡VIVA CUBA, VISCA CATALUNYA! Ya solo quedan los metros finales. Depa, el animador, escucha mis gritos, él los repite por micrófono, mi orgullo cubano sale a flor de piel y llego a la meta. Muy tranquilo me estaba esperando Martí, me dice que había ido más rápido que yo. Sonrío, lo miro, lo abrazo y doy gracias a la vida, por tanto.

La Salomon Marató Pirineu fue conquistada. Me queda ese mal sabor de saber que estando bien, hubiera podido mejorar mi marca, pero nada, siempre habrá otra oportunidad y ahí estaremos para intentarlo una vez más. Me quedo con los entrenos, la meta alcanzada de David, quien solo hace un año y medio que va por este mundillo del trail, además del proceso y la compañía de mi amigo Gerard, quien fue lo mejor de esta carrera para mí.   

Salomon Marató Pirineu 2022 es historia 3

Descubre más desde Cuban Trail Team

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo

Abrir chat
¡Hola! Muchas gracias por contactar con la organización de la Trail Planta Cantú.
Estás a un paso de empezar una aventura en el paraíso de Cuba que no olvidarás.
¿En qué podemos ayudarte?